Tag “comunicación”

24 symbols nació de una pregunta: ¿Existe un servicio de suscripción a libros, como hay para escuchar música?

Aitor Grandes, CEO y founder de 24 symbols

La nueva temporada de los #TcDesayunos la inauguró Aitor Grandes de 24 symbols, también llamado “el Spotify de los libros“. El Social Reading está en auge y él, junto con su equipo, han apostado fuerte por este nicho de mercado aún sin explotar en España.

Leer el resto »

Lees un artículo, lo compartes, debates sobre el tema en cuestión… la red amplifica tu voz. Sin darte cuenta o a sabiendas, te labras poco a poco una identidad digital y al mismo tiempo, los demás se forman una imagen de marca sobre tu persona. ¿De qué manera se alinean los principios de tu marca personal con los de la marca de tu empresa?

Parafraseando Socialholic, “las barreras entre la vida personal y profesional se diluyen en el entorno digital”. Cada interacción tendrá su efecto en los atributos tanto del plano individual como del corporativo: equilibrar la balanza entre el gusto correcto y el sabor que cada uno le imprima a su presencia digital será clave para que los clientes perciban los aromas de la coherencia y confianza en el conjunto del equipo, a la par que los toques de honestidad y naturalidad en cada persona que lo forma.

Leer el resto »

Una de las primeras veces en las que me dispuse a escribir una pieza literaria por mi cuenta tenía 14 años. Era un relato corto y era para un concurso. Cogí papel y boli y antes de escribir la primera letra, mi padre me dijo: “Si vas a escribir, aprende primero de los que ya lo han hecho”. Acto seguido sacó el libro “¿Qué me quieres, amor?” de Manuel Rivas y lo dejó encima de mi mesa. Ésa fue la primera vez que comprendí que para escribir, primero hay que conocer en profundidad el género y dejar que las referencias guíen tu trabajo. Aprender, iniciarse, en definitiva, inspirarse. Por cierto, al final no gané el concurso.

Pasaron los años, diez en concreto, años de lecturas, de escritos personales y de más fuentes de inspiración. Fue a los 25 cuando la redacción se convirtió en mi modo de vida. Desafortunadamente también fue cuando Sergio Baltasar, colega y profesor, nos enseñó técnicas de inspiración para la redacción publicitaria. Lo de desafortunadamente lo decía porque hubiera sido aconsejable, que no mejor, topar con él años atrás. Nos enseñó anuncios, nos enseñó más anuncios, hasta el punto en el que te das cuenta de que tan importante es qué comunicar como cómo comunicarlo y para qué comunicarlo. ¿Para vender, para informar, para seducir o para enamorar? Sea para lo que sea, muchos hablan del miedo al papel en blanco. Otros encajan este concepto en el universo de los mitos, pero lo que nadie puede negar es que para comenzar a crear hay que organizar las ideas.

Leer el resto »

Desde hace unos años, cuando hablamos de marketing y comunicación nos suelen aparecer en primer lugar muchos de los nombres de las numerosas redes sociales al alcance de todo navegante: Facebook, Twitter, Pinterest, Instagram, Foursquare… Parece que cuando cogemos el móvil (porque, señores, la navegación de escritorio da la sensación de estar en la UVI) lo primero que hacemos es darle un pequeño repaso a nuestro timeline de Twitter por si nos estamos perdiendo algo, con el mismo ansia del que está haciendo régimen delante de su plato favorito (que suele ser justo el primero que todo régimen te prohíbe, faltaría más). Y, tras este ritual, vamos abriendo el resto de aplicaciones que tenemos instaladas, una tras otra, dándole un poquito de cariño a cada una, para que no se enfaden.

Todas y cada una han sido, en un primer momento, una isla virgen en la que los primeros trendsetters podían ir casi desnudos, como iba Orzowei (os recomiendo que lo veáis y entenderéis algunas cosas de la infancia de los de mi generación). Al poco, estas islas se fueron poblando, evolucionando y, finalmente, llegaron nuestros queridos anunciantes, cosa que para muchos fue como la vecina de abajo cuando te pica en la puerta con la policía en plena fiesta privada. Pero, sin anunciantes no hay red social que valga, así de claro. Nadie vive del aire. Y eso, se lo tenemos que agradecer.

Leer el resto »

Googleando  ¿Qué es Social Employee Engagement? Encontramos un post  de Marina MarsellaDespertando Pasiones, Employee Engagement -. En este post se define perfectamente qué es el Employee Engagement: un esfuerzo realizado por los miembros de la organización de manera voluntaria y que genera un compromiso con la organización. No hay mejor resumen que decir que un trabajador feliz es mucho más productivo.

Pero hoy vamos a dar una vuelta de tuerca más a este concepto incorporando la parte social, la parte donde es necesario crear una red participativa, colaborativa y donde el compromiso tiene que ser de 360º. En Territorio creativo creemos que el Employee Engagement – compromiso de un miembro de la organización – y el esfuerzo voluntario para ser excelente depende de una buena, fuerte y eficaz comunicación.

Leer el resto »

Tan sólo en 2012 un total de 3.879 periodistas se quedaron sin empleo, de acuerdo con los datos del Observatorio sobre la Crisis de la Federación de Asociaciones de Periodistas de España (FAPE). No en vano, en apenas cuatro años, más de 70 medios de comunicación han desaparecido en España.

Vamos, que a nadie se le escapa ya que el Periodismo, en nuestro país, no goza de buena salud y muchos ya han empezado a ver como una realidad muy cercana lo que hasta ahora era la crónica de una muerte anunciada.

Leer el resto »
La comunidad, Álex de la Iglesia

“Conjunto de personas vinculadas por características o intereses comunes”. Es una de las definiciones que la Real Academia Española (RAE) ofrece del término “comunidad”. Ésta, entre ocho acepciones posibles. Parece que hasta la máxima institución de la Lengua refleja la abstracción del concepto, que se ve influido por el contexto. El target ha evolucionado hacia la necesidad de construir comunidades, organizarlas e insertarlas en una red más amplia de nodos, según la visión compartida en Socialholic.

Profundizar en el significado de “comunidad” es concluir que hay diferencias entre su uso en el entorno online y en el offline. Se dice que en Facebook o Twitter existe una comunidad en torno a una marca pero, en muchos casos, el sentimiento de pertenencia no está tan marcado como en el mundo del “cara a cara”. El conjunto de seguidores existe, sí. Pero, como el coste es de tan sólo un clic, la identificación como miembro de esa comunidad no es lo suficientemente fuerte como para conseguir la acción del usuario.

Leer el resto »

El panorama de la comunicación corporativa en medios sociales ha cambiando de forma dramática en los últimos meses. Hace apenas dos años, estar presente en redes quedaba reservado para las empresas más innovadoras. Ahora parece ya que “estar no es una opción” y todos, incluso los más conservadores, han decidido ponerse manos a lo 2.0. Un sinfín de iniciativas empresariales abrazando los medios sociales a marchas forzadas, que en muchos casos responden únicamente a la necesidad que ciertos profesionales sienten de aferrarse a sus puestos de trabajo, una vez que la crisis (la económica y la de los medios tradicionales) les ha ido dejando sin presupuesto que gestionar. No hay más que fijarse en los nuevos “followers” en Twitter o en la ingente cantidad de personas “espameando” para que nos unamos a sus páginas profesionales de Facebook.

El problema es que el trasvase se está produciendo demasiado rápido para adoptar también el cambio cultural y de fondo que habita en el paso de la comunidad masiva unidireccional a la comunicación en red. Y por ello asistimos a un imparable fenómeno de “noisificación“. Miles de “nodos” en red, inasequibles al desaliento, desgañitándose para hacerse oír en un océano que en su mayor parte (por definición) les ignora.

Leer el resto »